Quedate en casa! Te envíamos tu compra para que no tengas que salir!

Dije de Ágata engarzado en alpahaca

Incluye cadena de acero quirúrgico de 40 cm (en caso de preferir cordón de cuero podés indicarlo en el check out de la compra)

Medidas:

3,5 cm x 3,5 cm

Ágata

Formada a partir de cristales microscópicos extendidos en bandas, este es un cristal muy estable. Son piedras que sirven para asentarlas energías y aportan equilibrio físico, emocional e intelectual. Ayudan a centrar y estabilizar la energía física.

El ágata tiene el poder de armonizar el ying y el yang, las fuerzas positivas y negativas que mantienen al universo en su lugar. Es una piedra calmante y aliviante, y trabaja despacio para aportar una gran fuerza. Sus múltiples capas pueden traer a la luz información oculta.

Psicológicamente, el ágata facilita delicadamente la aceptación de uno mismo, fomentando la autoconfianza. Favorece el autoanálisis y la percepción de las circunstancias ocultas, trayendo a tu atención cualquier alteración que esté interfiriendo en tu bienestar.

Potencian la función mental mejorando la concentración, la percepción y las habilidades analíticas, y dirigiéndote hacia soluciones prácticas. El amor a la verdad e las ágatas animan a expresar la propia verdad.

Formada a partir de cristales microscópicos extendidos en bandas, este es un cristal muy estable. Son piedras que sirven para asentarlas energías y aportan equilibrio físico, emocional e intelectual. Ayudan a centrar y estabilizar la energía física.

El ágata tiene el poder de armonizar el ying y el yang, las fuerzas positivas y negativas que mantienen al universo en su lugar. Es una piedra calmante y aliviante, y trabaja despacio para aportar una gran fuerza. Sus múltiples capas pueden traer a la luz información oculta.

Psicológicamente, el ágata facilita delicadamente la aceptación de uno mismo, fomentando la autoconfianza. Favorece el autoanálisis y la percepción de las circunstancias ocultas, trayendo a tu atención cualquier alteración que esté interfiriendo en tu bienestar.

Potencian la función mental mejorando la concentración, la percepción y las habilidades analíticas, y dirigiéndote hacia soluciones prácticas. El amor a la verdad e las ágatas animan a expresar la propia verdad.

fuente: La Biblia de los Cristales

Todas las piedras que utilizamos en La Talismana son naturales. No trabajamos con imitaciones ni piedras sintéticas

(No garantizamos que estas piedras vayan a curar enfermedades. La información que compartimos la hemos ido recopilando en nuestros libros de gemoterapia favoritos y paginas web)

Agata

$1.400
Agata $1.400
Entregas para el CP:

Medios de envío

Dije de Ágata engarzado en alpahaca

Incluye cadena de acero quirúrgico de 40 cm (en caso de preferir cordón de cuero podés indicarlo en el check out de la compra)

Medidas:

3,5 cm x 3,5 cm

Ágata

Formada a partir de cristales microscópicos extendidos en bandas, este es un cristal muy estable. Son piedras que sirven para asentarlas energías y aportan equilibrio físico, emocional e intelectual. Ayudan a centrar y estabilizar la energía física.

El ágata tiene el poder de armonizar el ying y el yang, las fuerzas positivas y negativas que mantienen al universo en su lugar. Es una piedra calmante y aliviante, y trabaja despacio para aportar una gran fuerza. Sus múltiples capas pueden traer a la luz información oculta.

Psicológicamente, el ágata facilita delicadamente la aceptación de uno mismo, fomentando la autoconfianza. Favorece el autoanálisis y la percepción de las circunstancias ocultas, trayendo a tu atención cualquier alteración que esté interfiriendo en tu bienestar.

Potencian la función mental mejorando la concentración, la percepción y las habilidades analíticas, y dirigiéndote hacia soluciones prácticas. El amor a la verdad e las ágatas animan a expresar la propia verdad.

Formada a partir de cristales microscópicos extendidos en bandas, este es un cristal muy estable. Son piedras que sirven para asentarlas energías y aportan equilibrio físico, emocional e intelectual. Ayudan a centrar y estabilizar la energía física.

El ágata tiene el poder de armonizar el ying y el yang, las fuerzas positivas y negativas que mantienen al universo en su lugar. Es una piedra calmante y aliviante, y trabaja despacio para aportar una gran fuerza. Sus múltiples capas pueden traer a la luz información oculta.

Psicológicamente, el ágata facilita delicadamente la aceptación de uno mismo, fomentando la autoconfianza. Favorece el autoanálisis y la percepción de las circunstancias ocultas, trayendo a tu atención cualquier alteración que esté interfiriendo en tu bienestar.

Potencian la función mental mejorando la concentración, la percepción y las habilidades analíticas, y dirigiéndote hacia soluciones prácticas. El amor a la verdad e las ágatas animan a expresar la propia verdad.

fuente: La Biblia de los Cristales

Todas las piedras que utilizamos en La Talismana son naturales. No trabajamos con imitaciones ni piedras sintéticas

(No garantizamos que estas piedras vayan a curar enfermedades. La información que compartimos la hemos ido recopilando en nuestros libros de gemoterapia favoritos y paginas web)